Bienvenidos al Frente Negro

jueves, 26 de diciembre de 2013

Sobre la esencia de la Guerra

.

(...) La guerra, es decir, el uso de la fuerza armada entre unidades políticas soberanas - a diferencia de la violencia privada - siempre ha sido mal entendida, incluso en la mente de sus protagonistas. Por ejemplo, un reciente libro sobre el estallido de la Primera Guerra Mundial (1914-1918), que fuera un absoluto desastre para Europa, ("Europe’s Last Summer: What Caused the First World War", por el historiador David Fromkin, profesor de la Universidad de Boston), muestra que esta carrera hacia el abismo no fue causada por algún cálculo político-racional, sino que en contra de los propios intereses de los beligerantes, fue dirigida por una especie de agitado mecanismo autónomo, que podemos llamar "belicista". Un mecanismo que algunos llamarán "una locura" tautológica e irracional. En efecto, ningún actor realmente quería "atacar al otro", pero más o menos todos querían luchar en diverso grado, sin poseer objetivos claros y comunes para lanzarse a la confrontación. (...) 

La escuela marxista (guerra = imperialismo económico) o la escuela geopolítica (guerra = asegurar el control del espacio) o la escuela nacionalista (guerra = defender las reservas nacionales) no están equivocadas, pero no responden a la pregunta: ¿Por qué la guerra?, dado que de acuerdo con el razonamiento aristotélico, "¿para qué perseguir un objetivo de la manera más difícil, cuando podríamos tener una manera más fácil de alcanzarlo?". La idea de Talleyrand, atendiendo a esto, dice que Francia podría haber fácilmente dominado Europa a través de la diplomacia, la influencia económica y cultural, y demograficamente, sin necesidad -y con mayor seguridad que a través- de las sangrientas guerras napoleónicas, que llevaron a Inglaterra y Alemania a la cima. Por regla general, las guerras intra-europeas no han beneficiado a ninguno de los protagonistas, sino debilitado al continente entero.

Entonces, ¿qué es la guerra?. La respuesta a esta pregunta se encuentra no en la ciencia política, sino en la etología humana. Robert Ardrey, Konrad Lorenz, y muchos otros vieron que la rama de primates llamados Homo sapiens era la especie más agresiva, incluso en materia intraespecífica. La violencia en todas sus formas, está en el centro de los impulsos genéticos de la especie humana. Es imposible escapar. Las religiones y la moral "anti-violencia" sólo confirman esta disposición natural por oposición. La guerra sería, en palabras de Martin Heidegger acerca de la tecnología, "un proceso sin sujeto". Es decir, un comportamiento que (a) escapa a cualquier causalidad racional y volitiva en el sentido de Aristóteles y Descartes, (b) e ignora consecuencias fácticas. La esencia de la guerra, por lo tanto, no se encuentra en el nivel del pensamiento lógico, sino en el nivel de lo ilógico, en las fronteras de la paleocorteza y el neocórtex.

La esencia de la guerra es endógena, contiene su propia justificación en sí misma. Yo hago la guerra porque es la guerra, y uno debe hacer la guerra. Debemos mostrar nuestra fuerza. Cuando los estadounidenses - y, en un nivel inferior, los franceses - participar en expediciones militares, no es tanto una cuestión de cálculo (el mismo se lograría a un costo menor y, peor aún, el resultado contradice el objetivo) que de un impulso. Una necesidad - no animal, ¡sino muy humana! - de usar la fuerza para demostrarme a mí mismo que existo. Vilfredo Pareto ha visto correctamente dos instancias en el comportamiento humano: las acciones y sus justificaciones, con una falta de conexión entre las dos.

Así, la esencia de la guerra se encuentra en sí misma. Este no es el caso en otras actividades humanas como la agricultura, la industria, la ganadería, la botánica, la informática, la investigación de la tecnología, la arquitectura, el arte, la medicina y la cirugía, astronomía, etc., que, para usar las categorías aristotélicas, "tienen sus causas y metas fuera de su propia esencia". ¿Y que se asemeja más a la guerra en tanto actividad humana autosuficiente? La religión, por supuesto.

La guerra, como la religión, con la que se asocia a menudo (religión que puede ser teológica o ideológica), produce su propio ambiente de manera autosuficiente. Emana de una gratificación. Aumenta y estimula tanto como destruye. Es un factor conjunto, de creación y destrucción. Surgió de la necesidad humana de tener enemigos a toda costa, incluso sin razón objetiva. Esta es la razón por la que las religiones y las ideologías de la paz y la armonía no han logrado imponer sus puntos de vista y antes bien, han sido fuente de nuevas guerras. Las ideas expresadas por el hombre no se corresponden necesariamente con su naturaleza, y es esto último, finalmente, lo esencial. [6] La naturaleza humana no se correlaciona con la cultura y las ideas humanas: es la infraestructura dominante.

¿Deberíamos abrazar todos el pacifismo? La historia, por supuesto, no es sólo la guerra, pero la guerra es el combustible de la historia. La guerra ha inspirado artistas, cineastas y novelistas. Sin ella, ¿acerca de qué hablarían los historiadores?. Incluso los defensores del "fin de la historia" se muestran a sí mismos como belicistas. La deploramos, pero la adoramos. Las académicas feministas han escrito que si las sociedades no fueran machistas ni estuvieran dominadas por hombres belicosos, no habría guerra, sino sólo negociaciones. Error genético: en los vertebrados superiores, las mujeres son tan belicosas como los machos, e incluso más.

La paradoja de la guerra es que puede tener un aspecto de "destrucción creativa" (para usar la famosa categoría de Schumpeter), sobre todo en materia económica. Además, en la historia tecno-económica desde los primeros tiempos hasta la actualidad, la tecnología militar ha sido siempre una de las principales causas de innovaciones civiles. De hecho, el conflicto y la presencia de un enemigo crea un estado de felicidad y deseo en la esfera privada (porque da sentido a la vida), así como en la esfera pública, la guerra inicia una felicidad colectiva, una movilización, una ruptura con la rutina diaria, un evento fascinante. Para bien o para mal. Entonces, ¿qué hacer? No podemos abolir la ley de la guerra. Está en nuestro genoma como un impulso libidinal. La guerra es parte del principio de placer. Es sabrosa, atractiva, cruel, peligrosa y creativa. Simplemente tenemos que tratar de regularla, dirigirla, de alguna manera dominarla en lugar de acabar con ella.

Lo peor sería, tanto negarla como buscarla a toda costa. Aquellos que enfrentando la yihad islámica se nieguen a luchar, serán eliminados. (...) Todo cabe en el mesotes aristotélico, el término medio. El coraje se encuentra entre la cobardía y la temeridad, entre el miedo y la imprudencia. Por eso, cualquier nación que se desarma y renuncia al poder militar es tan necia como quienes abusan del mismo. La guerra, como todos los placeres, debe ser disciplinada.

[Traducido de la versión inglesa de Greg Johnson por Augusto Bleda, para El Frente Negro]

martes, 26 de noviembre de 2013

La Sinarquía Financiera Internacional

De izquierda a derecha: Lloyd C. Blankfein of Goldman Sachs, Jamie Dimon of JPMorgan Chase,  
John J. Mack of Morgan Stanley and Brian T. Moynihan of Bank of America.
.
"¡El Crimen es lo más rentable!"

Por Diógenes Sinóptico 
(artículo extraído de Ácratas.net, excelente sitio español que recomendamos)  

Apreciados y pacientísimos ácratas: Voy a concentrar en un solo párrafo todo lo que tenéis que saber para entender la absoluta totalidad de los acontecimientos mundiales, por inconexos que parezcan entre sí. Todos los problemas,

—las depresiones,
—las guerras,
—los desastres,
—los asesinatos políticos...

todos ellos son planificados, provocados e instigados por la Internacional Sionista del Crimen Organizado que es propietaria de la banca transnacional y de la Reserva Federal norteamericana. Y los ejecutan sus sicarios a sueldo con objeto de establecer un banco central satélite de sus intereses en todos y cada uno de los países del mundo. Y ya prácticamente lo han conseguido con la inestimable ayuda de una inmensa piara de políticos corruptos que se han dejado sobornar en todo el mundo por el dinero falso de los banqueros para poner su cargo, su voto y su poder al servicio de Sión. Los políticos son, en general, unos mangantes inútiles, degenerados y oportunistas. Y la mayor parte de ellos prefiere enriquecerse colaborando con la banca filibustera que enfrentársele y perecer.

Y ya está. Esto es todo lo que necesita el lector saber acerca de la Historia del Mundo, si no tiene tiempo para leer miles de libros, artículos e informes para llegar, por sí, a la misma conclusión. Con esto basta para explicárselo todo. Una vez sabido, todo encaja. Nada falta, nada sobra. Así de importante es controlar la banca y la emisión de moneda para dominar a un país. Así de monstruosamente rentable es el negocio que se deriva de ello.

Esta es la cruda realidad incontestable que oprime al mundo desde que se puso en marcha la retorcida maquinaria de la banca moderna. Y aún más crudamente desde que Alemania fue aniquilada y sus ciudadanos asesinados, violados y arruinados, como consecuencia de la II Guerra Mundial, monstruosa conflagración que consistió en el enfrentamiento a muerte entre dos etnias supremacistas.

Iluminados a la luz de este simple saber, todos los acontecimientos políticos del planeta Tierra en los últimos siglos resultan obvios, transparentes. Y toda la parafernalia informativa con la que intenta encubrirse esta realidad, que es es único motor de la Historia y de la actualidad, se derrumba como un castillo de paja en una tormenta.

Así, John Fitzgerald Kennedy (cuyo asesinato se rememora estos días a bombo y platillo como el de un héroe americano, haciendo abstracción de la vergüenza de que aún no se "haya averiguado" quién ordenó su muerte y de que el FBI haya venido congelando toda investigación sobre el magnicidio desde que se cometió), JFK digo, el presidente de los EEUU que osó emitir certificados de plata; y Abraham Lincoln, que se atrevió a emitir bonos del tesoro (los greenbacks), han sido los únicos presidentes de los EEUU que actuaron con firmeza para detener a la mafia banquera internacional hebrea. Ambos fueron asesinados por encargo de los banqueros de Sión, perjudicados por esas medidas. Y los presidentes Garfield y McKinley, que simplemente chacharearon con sus asesores y chivatos sobre cómo detener a la banca usurera, sin llegar a hacer nada ni a emitir moneda, también fueron preventivamente asesinados por orden de los mismos banqueros mafiosos.

Así, la Sinarquía Financiera Internacional, presidida y ocupada en pleno por sionistas, decide qué personas van a ocupar los cargos de secretario del tesoro de los EEUU o quiénes serán los ministros de economía de todos los países del mundo civilizado (UK, Alemania, Francia, Italia, Canadá...); e incluso de los países no tan civilizados. Lugares como España, por ejemplo, donde la Sinarquía Financiera Internacional designó en 2011 a Luis de Guindos, mangante ex-responsable de la quebrada Lehmann Brothers Europa, para hacer las veces de ministro director de la economía española, con el fin de que la mafia usuraria pudiera ordeñarle hasta el último céntimo. No es casualidad que todos los presidentes de la Reserva Federal, los 14 habidos, hayan sido y sean hebreos; y que la que sigue, Mrs. Yellen lo sea también. No es casualidad, desde luego.

Así, cuando algún político —díscolo, pagado de sí mismo, necio hasta el punto de pretender restablecer la soberanía nacional de su país— se niega a obedecer al gang de los financistas desprepuciados, es asesinado; o bien alguno de sus "incondicionales colaboradores" le atiza un golpe de estado y cambia su régimen por otro: no importa cuán genocida, cruel o intolerante sea, siempre resulta servil a los intereses de la Sinarquía Financiera Internacional. Ya se encargarán los medios de comunicación, información y propaganda del gran pesebre del doble-pensamiento de calificar al presidente depuesto (Allende, Hussein, Gaddaffi, Nasser o Mursi) como tenebroso dictador genocida; y al golpista como demócrata, luchador anti-fascista y gran defensor de los derechos humanos, aunque rebosen las fosas de los cementerios de víctimas de su represión.

Así, la democracia partitocrática no resulta ser más que una forma truculenta de suavizar la dictadura de los poderes fácticos financieros. La democracia burguesa, augur de la libertad de mercado y del libre comercio internacional, es el mejor modo de garantizar a los banqueros su poder sobre el mundo. Todo gobierno nacionalista, cuya fuerza motriz sea el amor a su patria —más socialista o menos, eso no es importante— es un escollo para que la sinarquía financiera internacional logre su preeminencia y su dominio mediante la simple manipulación de la contabilidad. Con su habilidosa ingeniería financiera, y con la inestimable colaboración de:

—todos los medios de información occidentales de importancia —atrapados en sus redes financieras—,

—la fábrica de los sueños y las ideas subliminales que es el cine —no solo Hollywood, sino el cine, en general, observad la etnia de la mayoría de actores, productores y directores—

—una red de sicarios capaces del asesinato selectivo o del genocidio, si es necesario, la mayor parte de ellos entrenados por el Mossad —no es broma: el Mossad entrena a las élites de las fuerzas represivas, incluyendo a los mandos de los Mossos de Esquadra catalanes—

y, como último recurso,

—las fuerzas armadas de los EEUU de Norteamérica para, so pretexto de "difundir la verdadera democracia e implantar el derecho a la felicidad de la mayoría", invadir y expoliar a lo países morosos de la banca internacional o a las naciones simplemente rebeldes a los designios de Sión, asesinando en masa a sus ciudadanos.

martes, 29 de octubre de 2013

Intervernir Clarín para cumplir con la Ley

.
.
¿Hasta cuando estos criminales seguirán libres transgrediendo la Ley?.
.
Desde El Frente Negro saludamos el fallo favorable de la Corte Suprema a la constitucionalidad plena de la Ley de Medios. Ningún grupo empresario puede estar por sobre los tres poderes del Estado. Nos alegra esta derrota del Grupo Clarín, que posee un negro historial de colaboración con dictaduras y gobiernos antinacionales, y ha sido coherente con su historia al resistirse a cumplir la ley. De hecho, en un reciente comunicado, se manifiesta aún dispuesto a seguir en la clandestinidad. Hace ya mucho tiempo existen razones suficientes para intervenir la empresa por su desacato. La "prudencia" que exhibe el gobierno no es sino un signo de debilidad política, pero esperamos que esta vez esté a la altura de las circunstancias. Hoy, más que nunca, el Estado debiera hacerse valer interviniendo de inmediato el directorio de la empresa y haciendo pagar penalmente a quien corresponda por desafiar a las autoridades legítimas de la República. El gobierno tiene el deber de hacer cumplir la ley de la mano de la fuerza pública. Clarín no tiene excusas para victimizarse ni para resistirse. Hay que ponerse a la ofensiva inmediatamente, o dejar que el tiempo siga pasando para demostrar que el Estado en realidad no tiene la capacidad de hacer cumplir sus propias leyes, que es lo mínimo que se le puede pedir. Esto iría en desmedro del pueblo mismo, pues demostraría que el Estado no es capaz de representarlo. Esperamos que no sea así y se cierre esta etapa de una vez por todas. Otros temas tan importantes como este, o más, aguardan en la agenda pública.

Sea como fuere, esta es una batalla ganada, pero que forma parte de una confrontación mucho más amplia y verdaderamente decisiva, donde la lucha por la conciencia nacional de los argentinos no ha sido debidamente encarnada en la línea editorial de ningún medio de comunicación. Ni el sionismo del tandem Spolzki-Gvirtz, ni el progresismo importado y desmalvinizador de Página/12, pueden representar una posición de avanzada en la lucha. Antes bien, todo lo contrario. Si algo ha quedado corroborado en estos tiempos es la inexistencia de una ética en el negocio de los medios. Es de las fuerzas nacionales y revolucionarias mismas que debe surgir una posición de vanguardia en la lucha por el poder cultural. No esperemos nada de nadie, y elaboremos afiladas herramientas teóricas para que no quede títere con cabeza. Sigamos el ejemplo del peronismo revolucionario que nunca respetó ninguna burocracia, siempre reivindicó el derecho a disentir, y se dio sus propias instancias orgánicas para combatir. No le rogó espacio a ningún diario ni a ningún canal estatal porque la revolución no será televisada. Más Rodolfo Walsh y menos Verbitsky si queremos derrotar a los Lanata, los Magnetto, y a los Grondona de verdad.  

CÁRCEL A MAGNETTO, NOBLE Y AL DIRECTORIO DE CLARÍN.  

¡Viva la Patria!.

El Frente Negro.

viernes, 25 de octubre de 2013

Baxter y Tacuara: Peronismo y Revolución


En Militancia Peronista para la Liberación. Nro. 6, pág. 35 

(19 de Julio de 1973)

En un accidente de aviación en Orly ha muerto JOE BAXTER. La intensa vida combatiente del Gordo, desde su adolescencia hasta su caída, a los 32 años, son un ininterrumpido camino de lucha y duro enfrentamiento con el régimen de opresión. Baxter, fundador del Movimiento Nacionalista Revolucionario Tacuara (M.N.R.T.) recorrió todos los caminos de la militancia, iniciando en parte, la lucha armada en sus formas modernas en la ciudad de Buenos Aires. De su trajinar revolucionario, queda el recuerdo de su paso por Uruguay, Vietnam, Cuba, Chile, entre otros muchos lugares. En todos ellos volcó su permanente vocación combatiente, cualquiera fueran las perspectivas ideológicas concretas a las que se adscribiera, en su lucha frontar contra el imperialismo y la explotación. La publicación del documento adjunto, que es la declaración que se hiciera pública con motivo del operativo en el Policlínico Bancario en 1964, es un homenaje a uno de los primeros combatientes indomables de la guerra revolucionaria que lleva a cabo el Pueblo Argentino.

----------------------------------------------------------

MNRT: VIOLENCIA REVOLUCIONARIA

A un mes de la detención de numerosos camaradas, acusados de haber asaltado el Policlínico Bancario, un mes que la prensa y los servicios de acción sicológica del régimen aprovecharon para difamarlos y sembrar confusión en el pueblo argentino, el Movimiento Nacionalista Revolucionario TACUARA refirma nuevamente con claridad su total identificación con el Movimiento Peronista y su jefe indiscutido, el General PERÓN.

No vamos a contestar ni uno solo de los agravios inferidos por la pasquimería liberal, ni siquiera al diario "El Mundo" y su director Marcos Berodsnik que indudablemente llevó la delantera, junto con el Partido Comunista, en el desenfreno por hacer del M.N.R.T. "una banda de asesinos de ideología extremista", como le califican. No nos llegan los ataques personales, cuando lo que está en peligro es la organización misma de la Patria, como consecuencia de la acción desintegradora del imperialismo y la oligarquía local, que han subvertido todos los valores, espirituales, religiosos, económicos y políticos, al cabo de ocho años de planificación devastadora.

Pero vamos a precisar, sí, las causas que condujeron a la Argentina a la situación de caos y miseria en que se halla postrada, y los ideales que motivan el accionar de TACUARA, junto a los cuadros revolucionarios del Movimiento Peronista.

Primero: En 1955 un golpe de estado termina con diez años de legalidad popular. El gobierno peronista, expresión democrática de las masas argentinas, es vencido por medio de la violencia y la represión; el revanchismo más crudo es ejercitado por el gobierno de facto contra el pueblo, al tiempo que se desentierran viejos personeros de la década infame, para la ejecución de planes económicos dictados por la extranjería. Desde entonces, la fuerza, la VIOLENCIA, reemplaza al derecho porque es éste el único método con que la oligarquía puede conservar sus privilegios y tratar de doblegar la voluntad de un pueblo que, durante una década de gobierno peronista, se acostumbró a participar del poder y gozar del derecho a la vida, que antes era privilegio de unos pocos a costa de la bárbara explotación de los más.

Segundo: La traición del frondizismo y toda la burguesía, que capituló ante la oligarquía y el imperialismo y cuyo broche final fue la anulación de los históricos comicios del 18 de marzo, señala que la experiencia liberal está definitivamente agotada en el país, y que nuevos métodos se imponen para esta nueva realidad. El fraude vergonzoso del 7 de julio confirma que las masas peronistas jamás tendrán acceso al poder por vías pacíficas, porque los sectores del privilegio no son suicidas y tienen perfectamente claro que el Movimiento Peronista en el poder significa la REVOLUCIÓN NACIONAL que terminará con ellos.

Tercero: Por todo lo antedicho, el General Perón, conductor de la Patria y del movimiento de masas, viene ratificando desde hace tiempo la necesidad de organizarse para la lucha. NO HABRÁ SALIDA PACIFICA DENTRO DEL SISTEMA. "Contra la fuerza bruta —dice Perón— sólo puede ser eficaz la fuerza inteligentemente manejada". "La guerra civil se gana no sólo en una gran batalla de conjunto, si no y preferentemente en miles de pequeños combates que se libran en todas partes y en todo momento".

El M.N.R.T. tiene orgullo en decir que es una de las organizaciones peronistas que viene cumpliendo con mayor disciplina las instrucciones tácticas y estratégicas del jefe del movimiento y por eso hoy es atacada de "nazi" o de "izquierdista", según convenga a la prensa del régimen para desorientar a la opinión pública y sembrar el confusionismo en las filas del pueblo, que tanto rechaza, las copias simiescas de nuestros "nacionalistas" a la violeta paradójicamente europeizantes, como la declamatoria liberal e hipócrita de la izquierda, que siempre ha servido a los intereses de la oligarquía y del imperialismo.

El M.N.R.T. TACUARA no es, por lo tanto, ni de "derecha" ni de "Izquierda", porque tanto unas como otras son, conciente o inconcientemente —que para el caso es lo mismo— sostenedoras del régimen de explotación. El. M.N.R.T. es PERONISTA y REVOLUCIONARIO, y seguirá luchando junto al pueblo como una de las tantas organizaciones del Movimiento Nacional que librarán la batalla definitiva por la liberación de la Patria.

Por ello, y ante la crisis total del sistema liberal-capitalista, el M.N.R.T., reunido su Comando Nacional en sesión extraordinaria, ha resuelto:
- Disponer el estado de movilización general de todos sus cuadros, para reorganizarse y continuar la lucha de acuerdo a las directivas emanadas del Estado Mayor de las Fuerzas del Pueblo, cuya jefatura ejerce el General Perón.
- Imponer el PROGRAMA DE HUERTA GRANDE, olvidado por la dirección claudicante, a través de la movilización popular y la lucha armada.
- Rescatar a los prisioneros de guerra que el Ejército de Ocupación secuestró: Cafatti, Nell, Duhay, Rivaric, Rossi, y demás combatientes.

LA PATRIA SERA LIBRE O LA BANDERA FLAMEARA SOBRE SUS RUINAS,

¡PERÓN O MUERTE!

Buenos Aires, 1° de Mayo de 1964.
----------------------------------------------------------

* Fuente: Ruinas Digitales

jueves, 24 de octubre de 2013

La última revolución de Soledad Barrett

.
La revolucionaria nieta de Rafael Barrett peleó contra las dictaduras de Uruguay y Brasil. Fue asesinada en Recife, en 1973. El padre de su hijo no nacido la entregó. Una escuela de São Paulo y una calle de Río llevan su nombre.

Por Andrés Colmán Gutiérrez

Soledad Barrett y su compañera Pauline Reichstul vendían ropas en la boutique "Chica Boa", cuando cinco hombres ingresaron con violencia y se las llevaron a punta de pistolas. Fue la última vez que Sonja María Cavalcanti, la dueña de la tienda, las vio con vida. Era un caluroso 8 de enero de 1973, en el barrio Boa Viagem de Recife, estado de Pernambuco. La dictadura militar brasileña devoraba vidas humanas y sueños de libertad. Los secuestradores, que vestían de civil, eran agentes del DOPS (Delegacía de Ordem Política e Social), la policía dictatorial. Soledad quedó paralizada al reconocer a uno de ellos. "¡Você...! ¿Por qué...?", reclamó mientras la llevaban a rastras, sin fuerzas para luchar, según relata Sonja María. "Era él...", admitió la dueña de la boutique ante la Justicia Brasileña, 24 años después, al reconocer la foto de "Daniel", (José Antonio dos Santos, "el cabo Anselmo"), quien en ese momento era amante de Soledad y padre del hijo que ella esperaba, embarazada de 4 meses. Mucho después se sabría que "Daniel" era en realidad un doble agente de la dictadura brasileña, infiltrado en las filas de la Vanguardia Popular Revolucionaria (VPR), el movimiento guerrillero del legendario capitán Carlos Lamarca, del cual la paraguaya Soledad formaba parte.

UNA LARGA MARCHA. Soledad Barrett Viedma nació el 6 de enero de 1945 en Paraguay. Su padre fue Alejandro Rafael Barrett López, único hijo del gran escritor y líder anarquista español Rafael Barrett, quien llegó al país en 1904 y marcó a fuego las luchas sociales de toda una época. "El nombre de Soledad reflejaba la ausencia de nuestro padre, perseguido por sus ideas políticas al igual que nuestro abuelo", relató su hermana Nanny Barrett. Cuando Soledad tenía solo 3 meses, su familia tuvo que huir a la Argentina, donde pasaron cinco años de exilio. "Volvimos al Paraguay. Soledad, con su manera de ser tan dulce, despertaba adoración. Tenía una forma de hablar pausada. Era una criatura hermosa, de cabellos dorados y piel blanca", la describe Nanny. Incapaz de huir de los genes revolucionarios de su abuelo y su padre, en su adolescencia Soledad empezó a militar en el grupo de los "gorriones", vinculados al Frente Juvenil-Estudiantil de Asunción y al FULNA, destaca Víctor Duré, en un ensayo sobre la rebelión de los años 50 y 60. La represión dictatorial obligó nuevamente a la familia a emigrar, esta vez al Uruguay. "En Montevideo, dueña de una gracia especial para la danza folclórica y el canto, ella se convirtió en un símbolo de la juventud paraguaya. No había un acto de solidaridad en el que no fuera invitada a actuar", recuerda Nanny.

PRIMER SECUESTRO. El 1º de julio de 1962, cuando tenía 17 años de edad, Soledad fue secuestrada por miembros de un comando nazi uruguayo. Quisieron obligarla a que grite consignas: "¡Viva Hitler! ¡Abajo Fidel!", pero ella se negó. Con una navaja le dibujaron en los muslos una cruz svástica (signo del nazismo) y la dejaron tirada detrás del zoológico de Villa Dolores. La joven paraguaya militaba ya activamente en los grupos revolucionarios y decidió viajar a Cuba, donde recibió entrenamiento guerrillero. Allí conoció al amor de su vida, el brasileño José María Ferreira de Araujo, con quien se casó y tuvo a su única hija sobreviviente, Naim.

EL FINAL. Eran años de dictadura y terror. También de lucha revolucionaria... y de amor. Soledad Barrett tenía 25 años de edad cuando perdió a su esposo, el brasileño José María Ferreira de Araujo. Desde Cuba, José María volvió a Brasil en julio de 1970, para ayudar a consolidar la lucha armada. En setiembre de 1970 es capturado y asesinado por los militares. Sin saberlo, Soledad viaja a buscarlo, con su pequeña hija Naim, en 1971. Al llegar y enterarse de la muerte de su marido, la paraguaya decide incorporarse activamente a la guerrilla brasileña, en su lucha por derrocar a la dictadura. La VPR la envía a Recife, junto a otros combatientes. Allí reencuentra a Anselmo, un antiguo militante amigo de su esposo, a quien había conocido en Cuba.  El "cabo Anselmo" era un militar que lideró la "revuelta de los marineros" en 1964, contra el Gobierno de João Goulart, y se había convertido en héroe para los guerrilleros. Pero la dictadura lo había captado como doble espía desde 1974 y tenía la misión de delatar a sus compañeros. "Para no despertar sospechas, Anselmo necesitaba acercarse a alguien respetable y con un histórico de militancia impecable. La víctima ya había sido elegida: Soledad Barrett Viedma", relata la periodista brasileña Vanessa Gonçalves. "El cabo se aproximó de la militante y pasó a vivir como su compañero. Soledad se embarazó de él, sin desconfiar de que era apenas un objeto para mantener la fachada de Antonio", agrega. El 8 de enero de 1973 fue la "entrega". Junto a Soledad, fueron secuestrados: Pauline Reichstul, Eudaldo Gómez da Silva, Jarbas Pereira Márquez, José Manoel da Silva y Evaldo Luiz Ferreira. Los cadáveres fueron hallados en una granja, en São Bento, municipio de Abre e Lima, cerca de Recife. La abogada Mercia Albuquerque inspecionó los cuerpos en la morgue y relata lo siguiente: "En un barril estaba Soledad Barret Viedma. Estaba desnuda y había mucha sangre en los muslos, en las piernas, y en el fondo del barril, donde se encontraba también un feto". A pocos días de haber cumplido 28 años de edad, la revolucionaria nieta del gran Rafael Barret acabó su vida de manera violenta, traicionada por su propio amante y padre del hijo que llevaba en sus entrañas.


DESCONOCIDA EN EL PARAGUAY. En el barrio Jardim Adelfiore de São Paulo, Brasil, en el número 315 de la calle Tarcon, hay una escuela municipal denominada Soledad Barrett Viedma, donde los alumnos la recuerdan como "una luchadora paraguaya heroica, que dio su vida por la libertad". También en Santa Cruz, Río de Janeiro, una calle lleva el nombre de la guerrillera que llegó para unirse a las filas de la Vanguardia Popular Revolucionaria (VPR), la legendaria guerrilla del capitán Carlos Lamarca. En el Paraguay, el nombre de Soledad Barrett aún es ignorado para la gran mayoría de los habitantes, aunque su abuelo, Rafael Barrett, si resulta más conocido. Quienes saben algo de la historia de Soledad, la han conocido a través de un poema escrito por el gran poeta uruguayo Mario Benedetti o el cantautor Daniel Viglietti, quienes conocieron personalmente a la paraguaya en Montevideo y le han rendido su homenaje artístico. "Otra cosa aprendí junto a Soledad/ que la patria no es/ un solo lugar/ Cual el libertario abuelo del Paraguay/ creciendo buscó su senda y el Uruguay/ no olvida la marca de su pisada/ cuando busca el Norte/ el Norte Brasil/ para combatir...", canta Viglietti.

* Fuente

miércoles, 23 de octubre de 2013

Cuba segura: Socialismo no es progresismo

.
.
Otro gran artículo de Claudia Peiró, esta vez sobre Cuba, un Estado verdaderamente Socialista que tiene los índices más bajos de criminalidad de la región. Su código penal está en las antípodas de todo lo que plantea el garantismo progresista. Insistiremos sobre esto: La izquierda, el socialismo, no tienen absolutamente nada que ver con lo que hoy se conoce por progresismo. Cualquier argentino que proponga un código penal parecido al de Cuba sería tachado de "fascista" por los progres y casi expulsado de la vida cívica por "reaccionario". Es decir, el verdadero socialismo, que protege al pueblo trabajador y castiga al delincuente, para el progre es casi el mal absoluto (= fascismo) pues se opone a sus dogmas de fe liberales (=feminismo, liberación sexual, legalización, garantismo, etc).


Se trata de una "sensación" de seguridad confirmada por los numerosos turistas que visitan la isla. El riesgo mayor es ser embaucado por algún cubano sediento de dólares con un "cuentito del tío", pero se trata de una experiencia que está a años luz de los riesgos que se corren en otros países latinoamericanos, donde el asesinato en ocasión de robo alcanza cifras récord.

Podría pensarse que esto es resultado de un mayor grado de conciencia –el Hombre Nuevo, una de las banderas de la Revolución castrista- o de logros en materia social, pero 510 presos por cada 100.000 habitantes –la 6ª tasa más alta del mundo- apuntan más bien a la dureza de un Código Penal en las antípodas del garantismo: prevé la pena de muerte, castiga fuertemente la reincidencia, considera penalmente imputables a los jóvenes desde los 16 años –aunque con penas algo menores-, fija agravantes para el robo y el hurto tales como que tenga lugar en "vivienda habitada" o en un "transporte público", asimila la tenencia de drogas con el tráfico, y mantiene castigo de privación de la libertad para delitos menores o simples contravenciones: merodeo, vagancia y escándalo en la vía pública, entre otros.

viernes, 18 de octubre de 2013

El 12 de Octubre y el revisionismo "light"

.
Lejos de comulgar con un hispanismo o un catolicismo conservador, la intención de estas notas que reproducimos tocantes al 12 de Octubre y la conquista de américa, no tienen otro fin que el de problematizar nuestra identidad. Tarea que el indigenismo obstaculiza de igual o peor manera que la vieja "historia oficial". Nuestra insignia es la del pensador nacional Gustavo Cirigliano: 
"Toda la historia es nuestra historia. Todo el pasado es nuestro pasado." 
(Equipo de contenidos de El Frente)

Por Enrique Lacolla

El aniversario del descubrimiento de América se ha convertido en una plataforma para agitar un indigenismo a la moda, que induce a la confusión en los objetivos del debate histórico. O sea, de cierta forma del debate político. (...)

El 12 de Octubre se está convirtiendo en un escenario predilecto para que este revisionismo “soft” entre a saco en el pasado y se dedique a vender, con ignorancia o a sabiendas, una versión fantasiosa de la Conquista española y de sus secuelas culturales. Durante varios días ha habido que aguantar las liviandades –que se repiten año a año-, de una legión de opinólogos que se prenden a la moda del indigenismo y del ultraindigenismo y pronuncian sentencias que descalifican al hecho del descubrimiento de América, lo igualan a un genocidio e imaginan incluso que la historia americana termina en 1492 y que sólo ahora estaría renaciendo, en la estela de una nueva conciencia: la de los pueblos “originarios”. 

Este tipo de postura cancela nada menos que 500 años de historia, proceso riquísimo sin el cual no existiríamos y en el que se forjó una civilización nueva y una nueva raza, que es justamente la que homenajeaba el Día de la Raza, celebración de una fusión cultural y de sangre que está en las antípodas del racismo biológico. El proceso de mestización en la América morena ha sido tan intenso a lo largo de los años que los indígenas puros no sobrepasan el 5 % de la población total, y que de esta proporción sólo el 25 % habla exclusivamente el lenguaje de los pueblos precolombinos. (...)


jueves, 17 de octubre de 2013

Lealtad se escribe con P

.
.
Compañero: tus 17 años de vida no fueron en vano.

Darwin Passaponti es el primer caído peronista, asesinado el 17 de Octubre de 1945, en el que luego sería llamado y recordado, hasta hoy como el Día de la Lealtad. Aquel día el pueblo se congregó en la Plaza de Mayo para conquistar la libertad del Coronel Perón. Entre ellos iba Darwin y sus jóvenes compañeros militantes de la Unión Nacionalista de Estudiantes Secundarios (UNES).

Su temple nacional-revolucionario quedó plasmado,
de su puño y letra, en estos versos:

Quiero cruzar la vida
con la luz del rayo
que el espacio alumbra,
seguro de no vivir más que un instante,
seguro de no morir debilitado.
Así como el rayo,
Corto, breve y soberano.”

martes, 15 de octubre de 2013

Perón: Los detractores de la Conquista española de América sirven al imperialismo



.

A contramano de quienes hoy se dicen sus seguidores, el fundador del Justicialismo reivindicó siempre la herencia hispánica y la obra civilizadora de la Madre Patria. En un discurso pronunciado en la Academia Argentina de Letras el 12 de octubre de 1947, Perón exaltó a una Argentina "coheredera de la espiritualidad hispánica" que, "al impulso ciego de la fuerza, al impulso frío del dinero", le oponía "la supremacía vivificante del espíritu". El entonces presidente de la Nación veía en la cultura hispana un reservorio de energía espiritual en medio de "un mundo en crisis" y de una humanidad "acongojada". "La historia, la religión y el idioma nos sitúan en el mapa de la cultura occidental y latina, a través de su vertiente hispánica, en la que el heroísmo y la nobleza, el ascetismo y la espiritualidad, alcanzan sus más sublimes proporciones", decía Perón. Aquel discurso del 12 de octubre fue pronunciado en homenaje a Cervantes. Recordarlo, dijo Perón en la ocasión, "esreverenciar a la madre España, (...) afirmar la existencia de una comunidad cultural hispanoamericana de la que somos parte y de una continuidad histórica que tiene en la raza su expresión objetiva más digna".
Defensa del concepto de raza y de la empresa colonizadora
En nuestro país, el colmo de la corrección política llevó a cambiar el nombre de Día de la Raza al de Día del Respeto a la Diversidad Cultural, como si la denominación anterior hubiese sido inspirada por el racismo. Nada más lejos de la realidad. De hecho, fue en tiempos de don Hipólito Yrigoyen que se instituyó ese feriado. El hombre tiene una estatua en Plaza Lavalle; a lo mejor algún iconoclasta de hoy lo quiere "acostar"...
Deberían escuchar a Perón, quien casianticipándose al infantilismo revisionista de hoy, dedica varias líneas de su discurso a explicar que el de raza no era un concepto biológico, sino espiritual y también una reivindicación del mestizaje que dio origen a nuestras nacionalidades iberoamericanas. "Para nosotros –decía Perón-, la raza no es un concepto biológico. Para nosotros es algo puramente espiritual. Constituye una suma de imponderables que hace que nosotros seamos lo que somos y nos impulsa a ser lo que debemos ser, por nuestro origen y nuestro destino. (...) Para nosotros los latinos, la raza es un estilo. Un estilo de vida que nos enseña a saber vivir practicando el bien y a saber morir con dignidad".

En su discurso, el General también hizo una encendida defensa de la empresa colonizadora"La obra civilizadora de España cumplida en tierras de América no tiene parangón en la Historia. Es única en el mundo. (...) Su empresa tuvo el sino de una auténtica misión. Ella no vino a las Indias ávida de ganancias y dispuesta a volver la espalda y marcharse una vez exprimido y saboreado el fruto. (...) Venía para que esos pueblos se organizaran bajo el imperio del derecho y vivieran pacíficamente. No aspiraban a destruir al indio sino a ganarlo para la fe y dignificarlo como ser humano..."

jueves, 10 de octubre de 2013

La Filosofía Política, o preguntarse por lo mejor

.
.
Por Leo Strauss

El significado de la filosofía política, y su grado de interés, es tan evidente hoy como lo fue siempre desde su aparición con la filosofía ateniense. Toda acción política está encaminada a la conservación o al cambio. Cuando deseamos conservar tratamos de evitar el cambio hacia lo peor; cuando desearnos cambiar, tratamos de actualizar algo mejor. Toda acción política, pues, está dirigida por nuestro pensamiento sobre lo mejor y lo peor. Un pensamiento sobre lo mejor y lo peor implica, no obstante, el pensamiento sobre "el" bien. La conciencia del bien que dirige todas nuestras acciones tiene el carácter de opinión: no nos la planteamos como problema, pero reflexivamente se nos presenta como problemática. El mismo hecho de que nosotros podamos plantearla como problema nos lleva hacia un pensamiento del bien que deja de ser problemático; nos encamina hacia un pensamiento que deja de ser opinión para convertirse en conocimiento. Toda acción política comporta una propensión hacia el conocimiento del bien: de la vida buena o de la buena sociedad; porque la sociedad buena es la expresión completa del bien político. 

Cuando esta propensión se hace explícita y el hombre se impone explícitamente como meta la adquisición del conocimiento del bien en su vida y en la sociedad, entonces surge la filosofía política. Al denominar a este empeño filosofía política, queremos decir que forma parte de un conjunto más amplio: de la filosofía. La filosofía política es una rama de la filosofía. En la expresión “filosofía política", “filosofía” indica el método, un método que al mismo tiempo profundiza hasta las raíces y abarca en extensión toda la temática; “política” indica tanto el objeto como la función. La filosofía política trata del objeto político en cuanto es relevante para la vida política; de aquí que su tema se identifique con su meta, como fin último de la acción política. El tema de la filosofía política abarca los grandes objetivos de la humanidad: la libertad y el gobierno o la autoridad, objetivos que son capaces de elevar al hombre por encima de su pobre existencia. La filosofía política es aquella rama de la filosofía que se acerca más a la vida política, a la vida a-filosófica, a la vida humana.

* STRAUSS, L. ¿Qué es la filosofía política?. Guadarrama. Madrid.1970. p.11-12.

miércoles, 2 de octubre de 2013

Heráclito por Spengler (II) Su estilo y su arte

.

Por Oswald Spengler

Por cada pensador hay una forma del pensamiento que, surgiendo de las mismas causas psíquicas, que la manera de considerar el mundo y los resultados del pensamiento, está fuertemente vinculada con éstos. En sentido más amplio, tiene valor no solamente como manera instintiva de conducción lógica del pensamiento, sino también como método inconsciente en la elección y evaluación de impresiones de cualquier naturaleza, como intermediario entre personalidad y sistema, y, en particulares circunstancias, aun como impulso independiente para la formación de las ideas. El estilo del pensamiento y la doctrina en sí mismos tienen afinidades. Para la filosofía heraclítea esta circunstancia es importante. Heráclito estaba en las felices condiciones - en un tiempo en que el pensamiento era ingenuo, todavía inmaduro para la reflexión sobre sí mismo - de poder sacar agua del pozo lleno, abandonándose a sus deseos, sin estar constreñido, por la presencia de importantes predecesores en su campo de trabajo, a limitarse a la indagación de pormenores entre direcciones bien determinadas. Esta es una condición afortunada, de que tuvo conciencia Goethe, cuando una vez la puso de relieve: “Cuando tenía yo dieciocho años, también Alemania tenía sólo tal edad”. (Eckermann, Conversaciones con Goethe, I,  15 de febrero de 1824.)

Si Heráclito, por su manera de considerar el mundo, era aristocrático, por todo su procedimiento mental puede ser designado como psicólogo. Los dos están en una relación que se observa a menudo. Con esto no se quiere definir el sujeto de sus indagaciones, sino indicar su método de tratarlas. No considera la naturaleza en sí misma, como objeto, según el fenómeno, el origen y el fin; su procedimiento es mucho más un análisis de los procesos naturales, en cuanto son procesos, modificaciones, en cuanto tienen sus relaciones regidas por leyes;  su sistema puede ser denominado una psicología de los acontecimientos del mundo. Por el hecho de formular así un nuevo planteamiento del problema filosófico, surgen también nuevos problemas. Heráclito puede ser considerado como el primer filósofo social, el primer estudioso de la teoría del conocimiento, el primer psicólogo. Sus aforismos sobre los hombres no son sentencias de tendencia ética, como los gnomos de Bias o Solón, sino consideraciones, por primera vez realmente observadas, del todo objetivas, que evitan completamente el tono didáctico.

En fin, no olvidamos una diferencia esencial que separa a Heráclito y a toda la filosofía griega de la más reciente. El pueblo, cuyos fundamentos de educación eran la gimnasia, la música y Homero, que inventó para el mundo la palabra kósmos (orden, arreglo del mundo), porque veía en él ante todo el sentido del orden y de la pulcritud, no consideraba la filosofía propiamente como una ciencia (las indagaciones científicas abstractas siempre fueron subordinadas al fin terminal metafísico), sino como el camino para alcanzar una imagen del mundo que le permitiera abarcar su posición en el universo, y como una oportunidad para exteriorizar su alegría por crear formas. Sería equivocado considerar el pensamiento helénico, que surgió bajo el libre cielo, en un paisaje del sur, soleado, de una vida alegre y llena de movimiento, inferior al nuestro, por ese parentesco con el arte, que nos queda extraño. Para el heleno del período clásico, la filosofía es arte formativa, arquitectónica, del pensamiento. La fuerza plástica del heleno, su capacidad para someter todo lo aprendido (y lo que crea por sí mismo) a un estilo unívoco, es asombrosa; y de este sentido de la forma surge la inclinación a concebir los sistemas filosóficos como obras de arte.
.

lunes, 30 de septiembre de 2013

Méritos de la Filosofía Kantiana (III) – La total demolición de la filosofía escolástica

.
por Arthur Schopenhauer 

Como tercer punto [referente a los méritos de Kant]* podemos contemplar la total demolición de la filosofía escolástica, nombre este con el que quisiera aquí designar en general todo el periodo que comienza con el Padre de la Iglesia Agustín y concluye justo antes de Kant. Pues el carácter principal de la escolástica es el que con gran acierto indicó Tennemann: la tutela de la religión nacional dominante sobre la filosofía, a la que en realidad no le quedó nada más que demostrar y adornar los dogmas principales que aquella le prescribió. (…) Kant se atrevió a probar desde su teoría el carácter indemostrable de todos aquellos dogmas tan a menudo aparentemente demostrados. La teología especulativa y la psicología racional conectada con ella recibieron de él el golpe de muerte. Desde entonces han desaparecido de la filosofía alemana; y uno no puede dejarse engañar por el hecho de que el término se mantenga aquí o allá después de abandonado el asunto o porque algún miserable profesor de filosofía tenga presente el miedo a su señor, y haga «que la verdad sea la verdad». La magnitud de este mérito kantiano solo puede apreciarla quien haya reparado en el influjo perjudicial de aquellos conceptos sobre la ciencia natural y la filosofía en todos los autores de los siglos XVII y XVIII, incluso en los mejores. (…) Así que a Kant le estaba reservada la tarea de que el punto de vista idealista, que en toda el Asia no islamizada es esencial incluso en la religión, llegase a dominar en Europa, al menos en la filosofía. Antes de Kant estábamos en el tiempo; ahora el tiempo está en nosotros. (…) Kant separó totalmente del fenómeno y sus leyes la innegable significación ética de las acciones, mostrando que esta afecta inmediatamente a la cosa en sí, a la más íntima esencia del mundo, mientras que aquel, o sea, el espacio, el tiempo y todo lo que los llena y se ordena en ellos según la ley de causalidad, ha de considerarse como un sueño efímero e irreal. Estas pocas y de ninguna manera exhaustivas consideraciones pueden bastar como testimonio de mi reconocimiento del gran mérito de Kant, rendido aquí para mi propia satisfacción y porque la justicia exigía que trajese ese mérito a la memoria de todo el que me quiera seguir en el inmisericorde descubrimiento de sus faltas, al que paso ahora. (…)

* Nota [extra-textual] del editor de El Frente para contextualizar el extracto.
* SCHOPENHAUER, A. El Mundo como Voluntad y Representación. Trotta. Madrid. 2009. p. 491 y ss.

viernes, 27 de septiembre de 2013

Rockefeller y Soros: los principales promotores de la marihuana libre

.
Lo que ni los adictos ni los progresistas pueden reconocer: que dos magnates ultra-millonarios, que son además de ello, principales referentes de la clase dirigente del imperialismo anglo-sionista, sean instigadores y financistas de la campaña mundial por "la marihuana libre". ¿No sugiere esto muchas preguntas?.
.
.
25/09/2013 - "(...) Mujica se reunió el miércoles 25 con el empresario norteamericano David Rockefeller (...) Mujica dijo que el tema central del encuentro fue conocer —por parte de Rockefellercómo Uruguay instrumenta la política con respecto a la regulación del mercado y el consumo de la marihuana. Mujica expresó que Rockefeller (...) "tenía la preocupación intelectual de saber. Porque se da cuenta de que la política antidroga y antinarcotráfico que se aplica no da resultado.”(...) En ese sentido agregó: “creo que tiene una visión positiva”. Fuente: Presidencia de Uruguay
.
23/09/2013 - "(...) Mujica se reunió con el presidente de Open Society Foundation, George Soros, (...) El tema principal del encuentro, que fue solicitado por Soros, fue el proyecto de regulación del consumo y la comercialización de la marihuana (...). Soros ofreció al Presidente Mujica toda la ayuda posible para que el proceso iniciado en Uruguay pueda avanzar con mayor facilidad. (...) Soros dijo que es consciente de que los cambios fundamentales internacionalmente dependen del éxito que tenga Uruguay y su nuevo enfoque en la materia. (...) La Open Society Foundation ofreció apoyar programas educativos en Uruguay con el objetivo de combatir el consumo de drogas (...) Quedó expresa la voluntad de continuar colaborando en la materia (...) Fuente: Presidencia de Uruguay
.
Al respecto, el probable heredero de Mujica en tanto candidato presidencial del Frente Amplio, el ex-presidente Tabaré Vazquez, famoso por haber pensado una guerra con Argentina y pedir apoyo a Bush a raíz del conflicto medio-ambiental de Botnia, se manifestó de acuerdo con legalizar la cocaína. ¿No nos cree?, escúchelo ud. mismo:
.
.
¿Qué mierda tiene esto que ver con la izquierda?.
.
Estén alertas. Uruguay es sólo la primera estación. 
Soros dixit.

miércoles, 25 de septiembre de 2013

Nihilismo Revolucionario en Dostoyevsky (II)

.
.
Por Fiódor Dostoyevski

~ Esta entrada es continuación de la Primera ~
 
-¿Triunfan en vida? Oh, sí, algunos lo consiguen en vida, y entonces…

-¿Ellos mismos comienzan a ejecutar?

-Si es preciso, ¿y usted sabe?, incluso en su mayor parte. Siempre su observación es aguda.

-Le agradezco. Pero dígame esto: de qué manera distinguir estos fuera de lo común de los comunes, ¿hay acaso algunos signos cuando nacen? En ese sentido decía yo que aquí faltaría un poco más de precisión, una determinación mas exteriorizada, por así decirlo: disculpe en mi la natural inquietud de una persona practica y bienintencionada, ¿pero no se podría establecer aquí, por ejemplo, una vestimenta particular, llevar algo, algún sello?... porque convendrá en que si sucede algún enredo y uno de una categoría imagina que pertenece a la otra categoría y comienza “a sacar del medio todos los obstáculos”, como usted muy felizmente se ha expresado, entonces aquí…

-¡Oh, esto sucede muy frecuentemente! Esta observación suya es todavía más aguda que la de recién.

-Le agradezco…

-No hay de qué; pero tome usted en consideración que el error es posible solamente de parte de la primera categoría, vale decir, de la gente “común” (como yo, quizá no muy acertadamente, la he llamado). A pesar de su innata inclinación a la obediencia, por alguna humorada de la naturaleza, de la que no están libres ni las vacas, a muchos de ellos les gusta imaginarse a sí mismos como gente progresista, subversiva, e ir por “una palabra nueva”, y esto con absoluta sinceridad. En realidad, a los nuevos ellos al mismo tiempo muy frecuentemente no los advierten e incluso los desprecian como a gente atrasada y que piensa de manera humillante. Pero para mí en esto no puede haber un peligro significativo, y usted en verdad no tiene nada de que inquietarse, porque nunca van muy lejos. Por diversión, por supuesto, a veces se les puede dar una paliza para recordarles su lugar, pero no más, incluso ni siquiera es necesario alguien que lo haga: ellos mismos se azotaran a sí mismos porque son muy juiciosos; algunos se prestan unos a otros este servicio y otros lo hacen por mano propia... Ante esto se imponen distintos arrepentimientos públicos, resulta bello y edificante; en una palabra, no tiene de qué inquietarse… existe tal ley.
.

lunes, 23 de septiembre de 2013

Méritos de la Filosofía Kantiana (II): Pensar el acto moral fuera de las leyes del Fenómeno

.
por Arthur Schopenhauer

Mas todo esto se basa en la distinción fundamental entre filosofía dogmática y filosofía crítica o transcendental. Quien quiera hacerse comprensible esa distinción y representársela en un ejemplo, puede hacerlo con toda rapidez leyendo como espécimen de la filosofía dogmática un artículo de Leibniz que lleva por título De rerum originatione radicali y que fue impreso por primera vez en la edición de las obras filosóficas de Leibniz de Erdmann, volumen 1, página 147. El origen y la excelente condición del mundo son ahí expuestos a priori sobre la base de las veritatum aeternarum*, de una forma realista-dogmática y con la utilización del argumento ontológico y el cosmológico. Incidentalmente se admite que la experiencia manifiesta exactamente lo contrario de la excelencia del mundo aquí demostrada, pero se sostiene que la experiencia no entiende nada de aquello sobre lo que quiere hablar y debe callarse la boca cuando la filosofía ha hablado a priori. Como antagonista de todo ese método surge con Kant la filosofía crítica, que pone en cuestión justamente las veritates aeternas* que servían de cimiento a toda aquella construcción dogmática, investiga su origen y lo halla en la inteligencia humana, donde se originan aquellas ideas a partir de las formas que le son propias y que ella lleva en sí de cara a la concepción de un mundo objetivo. Así que allí, en el cerebro, está la cantera que suministra el material a aquella orgullosa construcción dogmática. Pero para llegar a ese resultado la filosofía crítica tuvo que transcender las veritates aeternassobre las que se fundó todo el dogmatismo precedente, a fin de convertirlas en objeto de su investigación; y de ese modo se convirtió en filosofía transcendental. De esta se infiere además que el mundo objetivo, tal y como nosotros lo conocemos, no pertenece a la esencia de las cosas en sí mismas, sino que es un mero fenómeno de estas condicionado por aquellas formas que están ubicadas a priori en el intelecto humano (es decir, el cerebro), y de ahí que no pueda tampoco contener nada más que fenómenos. (…) Él no reconoció la cosa en sí directamente en la voluntad, pero dio un paso grande y revolucionario hacia ese conocimiento, al exponer que la innegable significación moral de la conducta humana es totalmente distinta e independiente de las leyes del fenómeno, y que nunca se puede explicar de acuerdo con él sino que afecta inmediatamente a la cosa en sí: este es el segundo aspecto principal de su mérito.

* Nota de El Frente: "Verdades eternas", se entiende, de la religión cristiana.
* SCHOPENHAUER, A. El Mundo como Voluntad y Representación. Trotta. Madrid. 2009. p. 491 y ss.

sábado, 21 de septiembre de 2013

Vivir de acuerdo a la Tradición

.
.
Por Dominique Venner

Todo gran pueblo posee una tradición primordial que es diferente de todas las demás. Ella está en el pasado y en el futuro, en el mundo de las profundidades, es la piedra angular que sirve de soporte, la fuente desde donde se puede extraer tanto como uno vea conveniente. Es el eje estable en el centro de la rueda del cambio. Tal como Hannah Arendt dijo, es la "autoridad que elige y nombra, transmite y conserva, indica donde se encuentran los tesoros y cual es su valor".

Esta concepción dinámica de la tradición es diferente de la noción guenoniana, de un única universal tradición hermética que se supone común a todos los pueblos y todos los tiempos, y que se origina en la revelación de un "más allá" no identificado. Que tal idea sea decididamente a-histórica no ha molestado a sus teóricos. En su punto de vista, el mundo y la historia, sea por tres o por miles de años, no es más que una regresión, una involución fatal, la negación del mundo de lo que ellos llaman "Tradición", la de una edad de oro inspirada en las cosmologías védicas y hesíodicas. Uno debe reconocer que el anti-materialismo de esta escuela es estimulante. Por otro lado, su sincretismo es ambiguo, hasta el punto de llevar a algunos de sus adeptos, y no a pocos de ellos, a convertirse al Islam. Además, su crítica de la modernidad sólo ha llevado a una confesión de impotencia. Incapaz de ir más allá de una crítica a menudo legítima y proponer una forma alternativa de vida, la escuela tradicionalista se ha refugiado en una espera escatológica de la catástrofe. (1) Aquello que es pensamiento de alto nivel en Guenón o en Evola, a veces se convierte en retórica estéril entre sus discípulos. (2) Mas pese a cualquier reserva que podamos tener con respecto a las afirmaciones de Evola, siempre estaremos en deuda con él por haber demostrado enérgicamente en su obra, que detrás de todas las específicas referencias religiosas, hay un camino espiritual tradicional que se opone al materialismo del que la Ilustración fue expresión. Evola no fue sólo un pensador creativo, él también puso a prueba, en su propia vida, los valores heroicos que desarrolló en su obra.

Con el fin de evitar toda confusión con el significado corriente de los antiguos tradicionalismos, más allá de que tan respetables sean, nosotros sugeriremos un neologismo, el de "tradicionismo".

Para los Europeos, así como para otros pueblos, la tradición auténtica sólo puede ser la suya propia. Esa tradición es la que se opone al nihilismo a través del retorno a las fuentes específicas del alma ancestral Europea. Contrariamente al materialismo, la tradición no da cuenta de lo superior a través de lo inferior, de la ética a través de la herencia, de la política a través de los intereses, del amor a través de la sexualidad. Sin embargo, la herencia tiene un papel en la ética y la cultura, el interés tiene su parte en la política y la sexualidad tiene su parte en el amor. Sin embargo, la tradición los ordena jerárquicamente y construye la existencia personal y colectiva desde arriba hacia abajo. Al igual que en la alegoría del Timeo de Platón, el espíritu soberano, recostado en la valentía del corazón, ordena los apetitos. Pero eso no quiere decir que el espíritu y el cuerpo puedan ser separados. De la misma manera, el amor auténtico es a la vez una comunión de almas y una una armonía carnal.

La tradición no es una idea. Es una manera de ser y de vivir, que sigue el precepto del Timeo: "el objetivo de la vida humana es establecer orden y armonía en el propio cuerpo y en la propia alma, a imagen del orden cósmico". Esto quiere decir que la vida es un camino hacia este objetivo.

En el futuro, el deseo de vivir de acuerdo con nuestra tradición se hará sentir cada vez con más fuerza, a medida que se exacerbe el caos nihilista. Con el fin de encontrarse a sí misma de nuevo, el alma Europea, tan a menudo tendiente hacia la conquista y el infinito, está destinada a retornar a sí misma a través de un esfuerzo de introspección y conocimiento. Su tan rico aspecto Griego y Apolíneo ofrece un modelo de sabiduría en la finitud, su ausencia se tornará cada vez más y más dolorosa. Pero este dolor es necesario. Uno ha de atravesar la noche si quiere alanzar el amanecer.

Para los Europeos, vivir de acuerdo a su tradición, ante todo, ha de suponer un despertar de la conciencia, una sed de verdadera espiritualidad, practicada a través de la reflexión personal mientras se está en contacto con un pensamiento superior. El nivel educativo no constituye una barrera para uno. "El aprendizaje de muchas cosas", dijo Heráclito, "no enseña el entendimiento". Y añadió: "A todos los hombres les es concedida la capacidad de conocerse a sí mismos y pensar correctamente." También uno debe practicar la meditación, aunque la austeridad no es necesaria. Jenófanes de Colofón proporcionó incluso estas amables instrucciones: "Uno debe tener esta conversación a la orilla del fuego en la temporada de invierno, acostado en un sofá suave, bien alimentado, bebiendo vino dulce y mordisqueando arvejas: "¿Quién eres tú entre los hombres, y de dónde eres?". Epicuro, que era más exigente, recomendó dos ejercicios: llevar un diario personal e imponerse a uno mismo un examen de conciencia todos los días. Eso mismo era lo que los estoicos practicaban también. Con las Meditaciones de Marco Aurelio, ellos nos legaron un modelo para todos los ejercicios espirituales.

Tomar notas, leer, releer, aprender, repetir diariamente algunos aforismos de un autor asociado a la tradición, es lo que proporciona a uno un punto de apoyo. Homero o Aristóteles, Marco Aurelio o Epicteto, Montaigne o Nietzsche, Evola o Jünger, poetas que nos elevan y memorialistas que incitan a la distancia. La única regla es elegir aquello que eleva mientras se disfruta la propia lectura.

Vivir de acuerdo a la tradición es ajustarse al ideal que encarna, cultivar la excelencia en relación a la propia naturaleza para encontrar nuestras raíces de nuevo, es transmitir la herencia y permanecer unido con la propia comunidad. Significa además expulsar el nihilismo de uno mismo, incluso cuando uno esté obligado a fingir rendir tributo a una sociedad que sigue siendo subyugada por el nihilismo a través de los vínculos de deseo. Esto implica una cierta frugalidad, imponerse límites con el fin de liberarse de las cadenas del consumismo. También significa encontrar el propio camino de vuelta a la percepción poética de lo sagrado en la naturaleza, en el amor, en la familia, en el placer y en la acción. Vivir de acuerdo con la tradición significa dar forma a la propia existencia, siendo un exigente juez para con uno mismo, volviendo la propia mirada hacia la despierta belleza de nuestro corazón, en lugar de hacia la fealdad de un mundo en descomposición.

(1) Hablando en general, el pesimismo intrínseco del pensamiento contra-revolucionario - con el que Evola se distingue a sí mismo - proviene de una fijación con las formas (de instituciones sociales y políticas) en detrimento de la esencia de la cosas (que persiste detrás del cambio).

(2) El académico Marco Tarchi, quien durante mucho tiempo ha estado interesado en Evola, ha criticado en él un discurso estéril poblado por sueños de "guerreros" y "aristócratas" (cf. revista "Vouloir", Bruselas, enero-febrero de 1991. Esta revista es editada por el filólogo Robert Steuckers).

* Extracto de la obra Histoire et traditions des Européens. Traducido de la versión inglesa Living in Accordance with Our Tradition de Giuliano Malvicini, por Augusto Bleda para El Frente Negro.

viernes, 20 de septiembre de 2013

Nihilismo Revolucionario en Dostoyevsky (I)

.
 
.
Por Fiódor Dostoyevski
 
-¿Pero usted por qué supo que el articulo era mío? estaba firmado con una letra... 
 
- Fue por casualidad, en estos días. A traves de un redactor del que soy conocido... me interesó mucho.

- Yo examinaba, lo recuerdo bien, el estado psicológico del criminal en la prosecución de todo el desarrollo del crimen.
 
- Si, e insiste en que el acto de cometer un crimen siempre está acompañado de la enfermedad. Muy pero muy original, pero... no es ésta parte de su articulito lo que me ha interesado, sino cierta idea, filtrada al final del artículo, pero que usted, lamentablemente, solo plantea como alusión, confusamente... en una palabra, si recuerda usted, se plantea alguna alusión a que es como si existieran en el mundo ciertos individuos, que pueden... vale decir no que pueden, sino que tienen el pleno derecho de cometer cualquier clase de excesos y crímenes, y que es como si la ley no estuviera escrita para ellos.